Quiénes Somos

CREANDO OPORTUNIDADES POR 44 AÑOS


Hace 44 años comenzó el sueño de trabajar por una Colombia para todos, iniciativa que emprendieron el empresario antioqueño Alfredo Saldarriaga del Valle, su esposa Elvira Concha Cárdenas y su hijo Ignacio Saldarriaga Concha. Así nació esta Fundación, que gracias a su trayectoria y experiencia es una institución sólida, que trabaja por la inclusión de todas las personas, con énfasis en aquellas con discapacidad y las que tienen 60 años o más (personas mayores).

Historia de la Fundación Saldarriaga Concha

Orígenes
Creada en 1973 por voluntad del empresario antioqueño Alfredo Saldarriaga del Valle, su esposa Elvira Concha y su hijo Ignacio. Con la donación de sus bienes para formar el patrimonio inicial, la Fundación se constituyó para mejorar las condiciones de vida, las oportunidades de participación y la inclusión social de las personas con discapacidad y de las personas mayores del país. 

Primeros Pasos
En nuestros inicios, la inversión se canalizó por medio de donaciones a proyectos presentados por diversas organizaciones, siendo considerados  como una organización de cooperación o de segundo piso.
A partir de nuestra experiencia, desarrollo organizacional, y teniendo como referente las buenas prácticas y tendencias de inversión social del mundo, nuestro modelo de inversión se fortaleció, adicionando al aporte económico componentes de apoyo técnico, de gestión de proyectos y de fortalecimiento de capacidades en las organizaciones y en las personas con quienes trabajamos.

Presente
Hoy, nos hemos consolidado como una entidad que desarrolla proyectos capaces de incidir y transformar políticas públicas sociales y de desarrollo en beneficio de las poblaciones con las que trabajamos contribuyendo a la inclusión de miles de colombianos sin importar su condición. Acorde con nuestro desarrollo institucional, y a la par con la evolución del sector social del país, nuestro modelo de intervención migró al marco de las alianzas público-privadas, en donde desarrollamos proyectos con socios estratégicos y promovemos la participación activa y el compromiso de las comunidades con las que trabajamos.

Futuro
En los próximos años, a partir de la experiencia y el conocimiento que hemos alcanzado, y siguiendo prácticas exitosas del sector filantrópico en otros países, esperamos consolidarnos como un actor pragmático que contribuye a cerrar brechas de inclusión del país, que articula a diferentes sectores de la sociedad para el bienestar de las personas por las que trabajamos en un marco de construcción de paz y que comparte sus aprendizajes y conocimiento en escenarios que trasciendan las fronteras del país.